Hacemos parte de un proceso circular llamado reciclaje, donde todos los desechos retornan a ser fabricados luego de volver a su estado inicial como materia prima para fabricar nuevos productos trayendo consigo la disminución de basuras y recursos naturales.

Un equipo de diseñadores de la empresa Ideas Sostenibles con sede en Betim, Belo Horizonte, ha desarrollado una solución que quiere ayudar a la gente a aprovechar el agua de lluvia.

El Concepto de desarrollo sustentable se oficializó en 1992 en la Cumbre de la Tierra que tuvo lugar en Río de Janeiro y que fue convocada por las Naciones Unidas. En ese mismo momento nació el mito de que era posible que el crecimiento económico se desacoplara de sus impactos sobre el medio ambiente y los recursos naturales y diera lugar a un proceso denominado “crecimiento verde”.

Recientemente, el país adoptó  una política nacional sobre la recolección selectiva y gestión de estos residuos la cual fue elogiada por Naciones Unidas.

Whatsapp